Pina Bausch – Melancolía

publicado en: Danzantes famos | 0

Pina Bausch bailaba con las extremidades, movilizando desde las articulaciones del esqueleto en todas sus posibilidades. Tendía a realizar redondos hacia dentro, a cerrar el eje. Su foco y motor de movimiento eran brazos, piernas y cabeza. Su danza respecto a la forma es de líneas. Disociaba el cuerpo en el movimiento.

Su danza era lenta y profunda o excesivamente rápida, con gran profundidad, presencia y concentración en el no movimiento, con mucha fuerza interior, dando como resultado una mirada perdida, que no vacía. Bailaba construyendo un mundo intimo, prefiriendo espacios reducidos.

Era muy mental y espiritual, y parecía que no contactase fácilmente con el exterior, lo que la provocaba a veces confusión o absurdo, lo que la llevaba y nos llevaba a un mundo de humor particular.

Su danza daba la sensación de espiritualidad y elevación, de estar en otras dimensiones. Y transmitía profundidad, intensidad, concentración y ensimismamiento consigo misma. El dolor humano era parte de su bagaje, así como la incomprensión que da a la locura y el conflicto de la vida interior con lo que nos ofrece esta sociedad.

Sus virtudes eran el carisma, la fuerza interior, desde donde emanaba su creatividad.

Su danza manifiesta tristeza, melancolía o dolor. Su trabajo de la verticalidad daba la sensación de ser una danza elevada y etérea. La elección de la soledad, teniendo dificultad de contacto con otros.

 

más información en: info@danzatemperamento.com